El conocido orfebre jerezano Ildefonso Oñate ha presentado en la tarde de hoy, en su taller, un magnífico llamador que estrenará la Virgen de la Esperanza en su próxima coronación canónica, el día 14 de septiembre. Dicho llamador, realizado en metal plateado y con un peso de seis kilos aproximadamente, ha sido encargado por un grupo de hermanos y costaleros de la Hermandad de la Yedra y parte de un boceto cuyo dibujo original es obra del propio Ildefonso Oñate, estando basado en la simbología de los ángeles que se manifiestan en la orfebrería del paso de palio de la Virgen de la Esperanza. El mismo muestra siete querubines de estilo barroco, todos ellos con una gran expresión de fuerza y movimiento, unidos por un ancla, símbolo de la esperanza, que cae sobre revueltas olas del mar, mientras dos de ellos portan sobre sus brazos la corona de la Virgen.

El conocido orfebre jerezano Ildefonso Oñate ha presentado en la tarde de hoy, en su taller, un magnífico llamador que estrenará la Virgen de la Esperanza en su próxima coronación canónica, el día 14 de septiembre. Dicho llamador, realizado en metal plateado y con un peso de seis kilos aproximadamente, ha sido encargado por un grupo de hermanos y costaleros de la Hermandad de la Yedra y parte de un boceto cuyo dibujo original es obra del propio Ildefonso Oñate, estando basado en la simbología de los ángeles que se manifiestan en la orfebrería del paso de palio de la Virgen de la Esperanza. El mismo muestra siete querubines de estilo barroco, todos ellos con una gran expresión de fuerza y movimiento, unidos por un ancla, símbolo de la esperanza, que cae sobre revueltas olas del mar, mientras dos de ellos portan sobre sus brazos la corona de la Virgen.

Fuente: Articulo publicado en Sentimiento Cofrade por Antonio Montesinos